fiestas-virgen-blanca-vitoria-gasteiz
Bajada de Celedón en las Fiestas de la Virgen Blanca en Vitoria-Gasteiz

Las Fiestas en honor a la Virgen Blanca, Patrona de Vitoria, se celebran desde el año 1884. Comienzan el día 4 de Agosto en la Plaza de la Virgen Blanca, situada en el corazón de la ciudad, donde miles de vitorianos y visitantes se reúnen para, a las 6 de la tarde, dar inicio a la celebración con el tradicional Txupinazo y posteriormente con la bajada del personaje célebre y emblemático de la ciudad: el Celedón.

Un muñeco que representa a un antiguo aldeano alavés, y que cruza la Plaza a través de un sistema de poleas. Luego un miembro de una Cuadrilla de Blusas, caracterizado como tal, cruza la plaza, odisea escoltada por Policías Municipales, hasta llegar a la balconada de la Iglesia de San Miguel; se le baila el tradicional Aurresku y se pueden oír los tradicionales y esperados: Gora Gasteiz!, Gora. Celedón!..., contestando la gente con un Gora.

También se encienden puros y se descorchan miles de botellas de cava. Los jóvenes piden agua y son debidamente atendidos por los bomberos y también se bañan en céntricas fuentes. Así se inician las Fiestas.

Son protagonistas de estas fiestas las Cuadrillas de Blusas, agrupaciones de vitorian@s que ataviados con los trajes típicos organizan y protagonizan numerosas actividades y llenan de buen humor estos días.

Se organizan diferentes espectáculos, conciertos y verbenas para todos los gustos en varios escenarios esparcidos por la ciudad. Orquestas y txarangas circulan las veinticuatro horas del día, especialmente por la zona del Casco Viejo, centro neurálgico de la diversión. También se instalan mercadillos y barracas, atracciones de feria, se organizan corridas de toros por las tardes, fuegos artificiales y toros de fuego. Por la mañana hay vaquillas.

Además de la algarabía festiva son de gran importancia los funciones religiosas organizadas por la Cofradía de la Virgen Blanca, el principal motor de estas celebraciones, que tienen lugar el día 4, Vísperas y Procesión de los Faroles instaurada en 1895, en la que se pueden admirar estas joyas únicas, y el 5 de agosto, Rosario de la Aurora y Misa Pontifical, a las que acuden miles de vitorian@s. Es la Cofradía de la Virgen Blanca el principal motor de estas celebraciones.

También se potencian actividades culturales propias del País Vasco, con campeonatos deportivos de pelota vasca, y conciertos de trikitixa y campeonatos de bertsolaris. La ciudadanía resulta muy importante en estas fiestas; los vitorianos disfrutan y participan activamente en la celebración, y son buenos anfitriones y guías para aquellos que deseen conocer su ciudad en estos días.

fiestas-virgen-blanca-alava-gasteiz-20
1917-2017 100 años de la Comparsa de Gigantes y Cabezudos de Vitoria-Gasteiz

El día 7 se celebra el 'Celedón Txiki', una recreación de la Bajada de Celedón, con l@s niñ@s como protagonistas, tienen actividades pensadas para ellos durante todas la fiestas.

Por su parte, el día 8 de Agosto está dedicado al blusa veterano, y las calles se invaden de nostálgicos de la tercera edad ataviados con blusones de cuadrillas de los años 60.

Y por último el día 9 de Agosto es tradicionalmente llamado día del guarro, en el  que las cuadrillas en los pasacalles, desfilaban embadurnados de harina, aunque actualmente esta tradición está decayendo.

Y los seis días de fiestas la centenaria Comparsa de Gigantes y Cabezudos, con sus diez gigantes, ocho cabezudos (los cuatro históricos y otros cuatro más modernos), cuatro caballos y cuatro sotas, esta presente en las calles y plazas vitorianas, llenando los espacios de color, música, alegría y tradición

Orígenes

fiestas-virgen-blanca-vitoria-gasteiz-6
Ofrenda de Flores a la Virgen Blanca en Vitoria-Gasteiz

Las Fiestas, son, sin duda alguna, en honor de la Virgen Blanca, causa y razón de todos los festejos y de la alegría incontenida de todos los vitorianos. A Ella se tiene devoción en Vitoria desde tiempos remotos, acaso desde su fundación, por el Sabio Rey Sancho. De él y de su esposa, Sancha, se dice que eran muy devotos de María en su advocación de Virgen Blanca y que una imagen con este nombre fue regalada por doña Sancha al Monasterio navarro de Uxue en el siglo 

fiestas-virgen-blanca-vitoria-gasteiz-23
La procesión del Rosario de la Aurora por el Casco Viejo de Vitoria. Fotografía: Igor Aizpuru - El Correo

La Virgen Blanca fue coronada como Reina de la Ciudad el 17 de octubre de 1954 y declarada Patrona de Vitoria por designación pontificia el 10 de abril de 1921 a petición del Ayuntamiento vitoriano. Sin embargo muchos siglos antes ya se le tenía por Patrona y a Ella se le honraba como tal y en su honor se celebraban fiestas anuales, primero por la Cofradía de los Cereros, fundada en 1613 y después por la ciudad entera desde 1884, aunque ya en 1822, el Ayuntamiento acordó "señalar por Patrona de la Ciudad a Nuestra Señora de las Nieves" o Virgen Blanca, y festejarla todos los años el 5 de agosto.

Celedón

fiestas-virgen-blanca-vitoria-gasteiz-4
Celedón en la balconada de la Iglesia de San Miguel de Vitoria.Gasteiz

De Celedón se ha dicho que fue un aldeano de carne y hueso que nació en el pasado siglo en Zalduendo (bonita villa alavesa a 25 Km. de la Ciudad, y en donde se le ha dedicado una plaza en su casa natal y un monumento en la plaza).

También se dice que desde Zalduendo venía a Vitoria todos los jueves, como tantos otros aldeanos de la Llanada, y que, al fin fijó en la Ciudad su residencia; que en la calle Zapatería hizo una casa 'con ventana y balcón', que le 'gustaba mucho el vino y el ron', que sabía 'nadar y guardar la ropa', que tenía un carácter muy alavés y como tal, gozaba echando un trago con sus amigos y jugando al mus con la cuadrilla y rezando ante la Virgen Blanca; y que, por todo eso podía ser el prototipo del vitoriano: festivo cuando hace falta, serio y circunspecto en todo tiempo que se ve representado en este personaje.

fiestas-virgen-blanca-vitoria-gasteiz-25
Celedón sobrevuela la plaza de la Virgen Blanca en Vitoria desde el campanario de San Miguel

Mito o realidad, más lo primero que lo segundo y que como todo mito y como ocurre con todas las creaciones de este tipo, conserva la fragancia de la espontaneidad, resume la filosofía del propio pueblo, inspira su comportamiento social, afirma el soporte de su cultura y supone un arranque de intuiciones situaciones de grupo que se transmiten tradicionalmente casi siempre con carácter anónimo.

Los Blusas

fiestas-virgen-blanca-vitoria-gasteiz-5
Blusas y Neskas en las FIESTAS DE LA VIRGEN BLANCA de VITORIA-GASTEIZ

Cuadrillas o Peñas de otras localidades pero con sello propio, talante peculiar, reflejo fiel del alma alavesa, son esencialmente los jóvenes de la ciudad, pero, en Vitoria, de algún modo, todos son 'blusas': unos paseando su juventud por las calles viviendo el ser 'blusa' hacia fuera; otros identificados plenamente con el mismo afán festivo pero incapacitados por la edad, salud, timidez u otro prejuicio a vestir la blusa, viviendo hacia dentro estos sentimientos; y otros envidiando a los primeros pero tratando de acallar estos mismos sentimientos de jolgorio, criticando a los 'blusas' fijándose tan sólo en aquellos aspectos negativos que como todo lo humano también los 'blusas' poseen.

fiestas-virgen-blanca-vitoria-gasteiz-22
Cuadrilla de blusas en una de las clásicas idas a los toros. Fotografía Recordando Vitoria-Gasteiz

No se puede precisar el origen de las cuadrillas de mozos divirtiéndose de esta guisa durante las fiestas. Hay documentales pruebas de una existencia de más de dos siglos. Se sabe que en 1878 daban en las corridas muestras de su contagiosa alegría acompañándose de una banda de música y recibiendo el brindis de un toro por Lagartijo. Se sabe que, a principios de siglo iban a los toros 'jóvenes agitando blusas blancas y pañuelos, portando botas de vino y coreando canciones populares'. Se sabe que en 1925 apareció la primera cuadrilla de 'blusas' con la denominación de 'El Himeneo'; que al año siguiente ya iba con ella otra titulada 'Abdelkrin y Compañía' y que con el paso del tiempo llegan a salir hasta unas treinta Cuadrillas de 'Blusas' en la Ciudad.

En Honor de la Virgen Blanca

fiestas-virgen-blanca-vitoria-gasteiz-3
Procesión de los Faroles en las FIESTAS DE LA VIRGEN BLANCA en VITORIA-GASTEIZ

El 4 de agosto, cuando apenas si han nacido las Fiestas y en la plaza se respira todavía el humo de los miles y miles de puros que encienden los vitorianos a la vez que Celedón quema el suyo se oyen los sones de txistus, trompetas y atabales de forma notoriamente solemne. El pueblo saluda el paso de la Corporación Municipal que en ritual comitiva se dirige a la parroquia de San Miguel, donde se venera a la Virgen Blanca en su Capilla. Precedida de grupos de danzas y bandas de música, y guardada por la escolta municipal en traje de gala con los maceros dando honor a la Bandera de la Ciudad que porta el Concejal designado al efecto, entra en el templo. Son las solemnes vísperas cantadas a María. A la salida, ante la hornacina de la Virgen Blanca se entona la primera de las salves que la Ciudad dedica a la patrona colectivamente. Es la primera de las cinco que con toda solemnidad cantarán a lo largo de las Fiestas en diversos momentos de las mismas.

Ese mismo día, ya de noche, tiene lugar la 'Procesión de los Faroles' legítimo orgullo de la Ciudad. La preside una imagen de la Virgen Blanca en una carroza profusamente iluminada. Recorre la Ciudad en medio del fervor popular. Fue la ilustre vitoriana Felicias Olave la que hizo el regalo de esta imagen a la Ciudad en el año 1887 y desde entonces se completó la colección de más de 265 faroles que componen la procesión: unos individuales, tantos como avemarías, glorias, y padrenuestros hay en el Rosario, así como todas y cada una de las advocaciones de la Letanía; otras quince carrozas con alegorías de los otros quince misterios del Rosario y otros detalles como Columnas de la Fe, Salve, etc. Todo obsequio de los vitorian@s a su Patrona, y todos portados en la procesión por vitoriano@ que sienten a gala el llevarlos año tras año, incluso abonando una cantidad como cuota para sentirse más "vinculado" al farol, como prueba de vitorianismo. El 5 de agosto a la hora del alba, una inmensa multitud recorre las calles del viejo Vitoria cantando el rosario y acompañando a una pequeña imagen de la Patrona que los mozos de las Cuadrillas llevan a hombros hasta depositarla en la Parroquia de San Miguel de donde salió. Es la Procesión de la Aurora.

Programa de Actos - Año 2019

fiestas-virgen-blanca-vitoria-gasteiz-24
La Virgen Blanca, patrona de Vitoria-Gasteiz